martes, 11 de agosto de 2015

Francia

Los traductores franceses cuentan principalmente con dos asociaciones: la SFT (Sociedad francesa de traductores) y la ATLF (Asociación de traductores literarios de Francia), desprendimiento de la anterior. La SFT funciona como un sindicato que reagrupa a traductores técnicos profesionales y en ejercicio. Esta asociación considera “traductor profesional a quien recibe remuneración por su trabajo de traductor y ejerce conforme a la legislación del país donde se radica”. Puede adherir a ella cualquier traductor profesional como miembro titular si está radicado en Francia o como miembro corresponsal si está fuera del territorio nacional, siempre que ejerza su actividad con un mínimo de un año de antigüedad.
Por su parte, La ATLF solo exige a sus socios, traductores profesionales, haber traducido una obra y percibido por ella derechos de autor. La ATLF considera que el traductor es un autor que, como tal, está investido de derechos morales y patrimoniales sobre su traducción. Tiene derecho a percibir una remuneración (derechos de autor) en las condiciones definidas por los artículos  L.131-4 y L.132.6 del Código de la Propiedad Intelectual.
La ATLF propone un modelo de contrato (02/2015) de referencia para la explotación en papel y digital. Allí estipula, entre otras cosas, el pago por adelanto de los derechos de autor, un porcentaje de regalías (que en la práctica oscila entre el 2 y 6 %), la cesión de los derechos por un plazo máximo de 5-7 años, aunque por ley sea posible cederlos hasta 70 años después de la muerte del traductor.
En cuanto a políticas de fomento, el Centro Nacional del Libro ofrece ayudas para traducir hacia el francés desde cualquier lengua extranjera así como estancias en los países de la lengua de partida. Por otro lado, el Centro Internacional de Traductores Literarios ofrece un programa de fomento para jóvenes traductores: "La Fabrique". La Asociación para la promoción de la traducción literaria (ATLAS) organiza encuentros profesionales en torno a la traducción literaria en Arles desde 1983.
Existen numerosos premios destinados a traductores consagrados por el conjunto de su obra o por una traducción específica así como a jóvenes traductores. Las dotaciones van de 1000 a 6000 euros. Algunos de los premios son estatales de alcance regional, otros son otorgados por las propias asociaciones de traductores o de escritores, la casa de traductores y escritores. Hay premios específicos para las ciencias humanas o la literatura desde una lengua específica como el alemán o el inglés estadounidense.

Ver Modelo de contrato de traducción en Francia


Escuchar entrevista a Débora Farji-Haguet sobre la situación de los traductores en Francias, las asociaciones profesionales, etc. (Magdalena Arnoux, mayo de 2015, en francés)


Volver al índice de países